Ayudas para hijos discapacitados

En los últimos tiempos han surgido muchas prestaciones para ayudar a las familias que tengan hijos discapacitados.

Ayudas para hijos discapacitados

Entre las ayudas que podrás encontrar, tienes que tener en cuenta que hay ayudas estatales y ayudas locales. De estas últimas, hay que diferenciar entre ayudas autonómicas y ayudas de tu localidad.

Por tanto, están las ayudas que puede pedir cualquier ciudadano y las prestaciones que podrás solicitar dependiendo de donde vivas. En este articulo, vamos a intentar explicaros todas ellas.

Ayudas del Gobierno para hijos discapacitados

El gobierno, pone a disposición de los padres con hijos discapacitados una serie de ayudas, en función del grado de discapacidad y también de si son o no mayores de edad. Cuando existe una discapacidad, se eliminan los limites de renta familiar y cualquier requisito extra.

Prestación por hijo a cargo con discapacidad del 33%

En el caso de estar en esta circunstancia, de tener un hijo menor de edad a nuestro cargo con un grado de discapacidad igual o menor del 33% se te acreditara una ayuda de unos 1.000 euros anuales, cuya ayuda se cobrar trimestralmente, lo que quiere decir que cada tres meses recibirá el monto de 250 euros. En este caso este tipo de prestación no exige ningún tipo de límite por renta o recurso económico anual.

Ayudas por hijos menores con discapacidad igual o mayor al 65%

Estos subsidios o prestaciones son para aquellas personas que tengan a su cargo a un hijo que tenga algún tipo de discapacidad, esta discapacidad debe de ser de un grado equivalente o mayor al 65%, esta ayuda será proporcionada por la Seguridad Social.

Este tipo de ayuda la pueden solicitar tanto las madres que sean trabajadoras como las madres que esten en paro.

Básicamente cualquier persona que tenga un hijo a cargo con una discapacidad mayor o igual al 65% podrá beneficiarse de esta ayuda, cabe destacar que este tipo de ayuda puede variar dependiendo de la edad que tenga el hijo, ya sea que sea mayor de 18 años o no.

Cabe destacar que este tipo de ayudas también se aplican para hijos tanto biológicos como no, es decir, aplica también para hijos adoptivos o en acogida.

Ayudas por hijos mayores de edad y tengan entre 65% y 75% de discapacidad.

Aplicable solo para las personas que tengan a cargo un hijo mayor de 18 años, cuya discapacidad se encuentre entre grados comprendidos en los valores 65% y 75%, estas personas podrán percibir una ayuda de unos 4.480,80 euros anuales.

Esto quiere decir que serial unos 369,90 euros  mensuales. Para esta ayuda no se exige un límite de la renta anual, cualquier familia la puede solicitar y no implica ningún requisito extra, solo hay que cumplir y acreditar el grado de discapacidad.

Ayudas para hijos mayores de 18 años con discapacidad igual o mayor al 75%

En el caso de estar en esta condición de tener un hijo a cargo con un grado de discapacidad mayor o igual al 75% se podrá optar por este tipo de ayuda, la cantidad monetaria a percibir sería de unos 6.658,80 euros anuales, lo que se entenderían como unos 55,49 euros mensualmente.

Cabe destacar que para este tipo de ayuda no se exigen un mínimo de recursos económicos ni requisitos especiales (salvo el grado de discapacidad reconocida). Así que cualquier familia la podrá solicitar.

Deducciones por hijos con discapacidad

Además de las ayudas y prestaciones ofrecidas por el INSS (Seguridad Social), existen otras ventajas, que son las deducciones en la renta. Os explicamos que es y en que consiste.

En la declaración de la renta, las familias que tengan a su cargo hijos con discapacidad, se pueden deducir hasta 1200€ en el momento de hacer la declaración de la renta o bien cobrarlos por adelantado de forma mensual, que serían unos 100€ al mes.

Además, las familias se pueden deducir entre 3000 y 9000 euros extra en función del grado de discapacidad del descendiente y de los gastos anuales que ocupen su asistencia.

De este modo, las familias con hijos a cargo que tengan discapacidad superior al 65% se podrán deducir hasta 9000€, por ejemplo.

Como veis, las deducciones son importantes, por ello, os recomendamos que acudáis con cita a la seguridad social para realizar la declaración de la renta y poder hacerla correctamente y deducir lo máximo posible.

Ayudas para asistencia personal a discapacitados

También existen las ayudas para la asistencia personal a personas discapacitadas. Estas forman parte de la ley de dependencia.

Con estas ayudas, se pretende sufragar el coste de una asistencia personal, es decir, contratar a alguien por horas para ayudar a la persona discapacitada en su día a día para una correcta incorporación al mercado laboral y para ayudarle en su día a día a llevar una vida de una manera autónoma. También se incluye aquí, las ayudas y ejercicios para llevar mejor la discapacidad física.

Este tipo de ayudas, tienen unos importes máximos y unos mínimos que dependen de la comunidad autónoma donde se resida. Además, también influyen los ingresos del núcleo familiar, por lo que la cuantía a percibir puede variar mucho dependiendo de cada caso en particular.

Reducción de jornada con hijo discapacitado

También se contempla una ayuda, para aquellas personas que estén trabajando y deban reducir su jornada laboral por cuidado de un hijo discapacitado.

Existe el requisito de que ambos padres deben estar trabajando. Así, uno de los dos padres, podrá pedir una reducción en su jornada laboral mínimo hasta media jornada para poder percibir la ayuda.

La perdida de poder adquisitivo por ver su jornada laboral reducida a la mitad por cuidado de un hijo enfermo o con discapacidad que necesite atención, la compensará el gobierno, abonando la parte restante.

Otro tipo de ayudas que te pueden interesar si tienes un hijo con discapacidad

Existen otro tipo de ayudas o beneficios muy interesantes y que queremos recoger también en este articulo.

  • Becas: Tanto el ministerio de educación y cultura, como la fundación adecco o el programa Reina Leticia, ofrecen becas para personas con discapacidad o necesidades especiales para fomentar la educación y el estudio en diferentes ámbitos, como por ejemplo la formación profesional.
  • En caso de sufrir un impago de la pensión por alimentos, si tu hijo tiene discapacidad, debes saber que la solicitud tiene carácter urgente, por lo que se resuelve en menor tiempo.
  • En caso de haber tenido un hijo con discapacidad, el permiso tanto de maternidad como de paternidad es una semana más.
  • El subsidio por maternidad, se alarga 14 días más en caso de que el hijo nazca con algún tipo de discapacidad.
  • En caso de parto múltiple (también se aplica a adopción múltiple), la cuantía de esta ayuda equivalente a 1 salario mínimo inteprofesional se abonará por dos (el doble).
  • La consideración de familia numerosa, encaso de familias con un hijo con discapacidad superior al 33% contará con 2 hijos o más, en lugar de 3 hijos o más como es habitualmente.
  • Por hijo con discapacidad igual o superior al 33%, se obtiene descuento en renfe del 50%.
Deja un comentario